18 julio 2013

JMJ: ¿A cuántos de los 18 santos patronos conoces?

La Jornada Mundial de la Juventud en cada edición presenta una serie de santos y beatos como patronos e intercesores celestiales, y también para que sirvan de ejemplo y modelo a los jóvenes asistentes. Sus vidas y mensajes se describen brevemente en el kit del peregrino y se anima a los grupos de catequesis a hablar de ellos. 

Puesto que han de ser modelos para jóvenes, muchos son santos que han muerto jóvenes: en persecuciones antirreligiosas, por enfermedades, o por agresiones violentas. Pero no todos: la religiosa brasileña Hermana Dulce, por ejemplo, es un modelo de atención a los enfermos que murió a los 78 años. Algunos han sido canonizados o beatificados recientemente, y la JMJ ayuda a reforzar su popularidad. 


Otros son nativos del país que acoge las Jornadas, ayudando así a que jóvenes llegados de todo el mundo conozcan figuras que eran populares sólo en su país. Así, por ejemplo, en la JMJ de Madrid se dio a conocer la figura española de San Juan de Ávila, mucho menos conocido que otros patronos como San Ignacio o Santa Teresa.



¿Cuántos de estos 18 patronos de la JMJ de Río 2013 -8 santos y 10 beatos- conocía usted? 

Santa María Virgen, en la advocación de Nª Sª de la Concepción Aparecida
Protectora de la Iglesia y de las familias, es patrona de Brasil desde 1930, y su basílica acoge millones de peregrinos cada año. La advocación nace cuando 3 pescadores encuentran en 1717 una imagen de la Virgen de la Concepción al echar sus redes en las aguas del Río Paraíba, origen de muchos milagros y sanaciones. 

San Sebastián, soldado y mártir romano 
Vivió entre el 256 y el 288 d. C. Murió mártir a los 34 años al preferir la fidelidad a Cristo a cualquier honor civil y militar. La JMJ lo presenta como soldado y mártir de la fe. 

San Jorge, soldado y mártir romano 
Según la tradición de la Iglesia, fue un militar del Imperio Romano, contemporáneo de Diocleciano. Se convirtió al cristianismo y, por este motivo, fue torturado y decapitado. Desde el siglo IV, fue venerado en toda Iglesia como mártir de Cristo. La tradición nos lo presenta como quién enfrenta el dragón, simbolizando la fe firme, alguien que triunfa sobre la fuerza del maligno. La JMJ lo invoca como combatiente contra el mal. 

San André Kim y compañeros mártires
Representan a los jóvenes cristianos del Lejano Oriente. Andrés Kim fue el primer sacerdote católico nativo de Corea, mártir junto con 102 católicos más las persecuciones entre 1839 y 1866. Para la JMJ, son mártires de la evangelización. 

San Antonio de Santana Galvão (San Galvão)
Tiene fama como santo sanador y también por ser el primer canonizado nacido en tierras brasileñas, en Guaratinguetá en 1739. De familia con grandes recursos y posibilidades, prefirió la vida pobre de los franciscanos. La JMJ lo propone como patrono de paz y caridad. 

Santa Teresita de Lisieux
Teresita del Niño Jesús, Santa Teresa de Lisieux, es una santa "clásica" para el apostolado entre los jóvenes, doctora de la Iglesia y, aunque nunca salió de su convento, Patrona de las Misiones desde 1927. Nació en Francia en 1873, y en su "Historia de un Alma" contagia una espiritualidad basada en la confianza en Dios. 

Santa Rosa de Lima 
Isabel Flores nació en Lima, Peru, en el año 1586. Fue apodada ´Rosa´ por la belleza de su rostro. Fue la primera santa canonizada del continente americano y se destacó en especial por su intensa vida de oración y penitencia. 

Santa Teresa de los Andes 
Nació en Chile en el año 1900. A partir de los 6 años de edad asistía, casi diariamente en la Santa Misa. Su constancia en la Eucaristía revela su sede interior de encontrarse con Cristo. Muchos dicen que antes de ingresar en el Carmelo, a los 17 años de edad, ya vivía una vida santa que atraía las almas para Dios. Muríó con tan solo 20 años. En su sepulcro se lee: "¡El amor es más fuerte!". Para la JMJ, es un modelo de joven contemplativa. 

Beato Pier Giorgio Frassati 
Nació en Turín, en 1901. A los 15 años militaba en Acción Católica, con 18 años se inscribió en la Cofraría del Rosario de Pollone y en la Conferencia de San Vicente de Paúl. Murió a los 24 años, de enfermedad. Es patrono de los jóvenes italianos de Acción Católica. La JMJ quiere destacar de él su amor a los pobres y a la Iglesia. 

Beata Chiara Luce Badano 
Nació en Sassello, Italia, en 1971. A los 10 años de edad vive una experiencia fuerte de encuentro con Dios que cambia su vida y las de sus padres. Desde este momento, decidió vivir con radicalidad el Evangelio, buscando amar a todos aquellos que están cerca de si. Pertenecía al Movimiento de los Focolares. A los 18 años murió de un cáncer de huesos, afrontando con valentía su enfermedad. 

Beato Frederico Ozanam 
Nacido en Milán en 1813 y creció en una familia caritativa. Estudió de filosofía y defendió el compromiso social de los católicos. Fundó las Conferencias Vicentinas, volcadas en ayudara los necesitados. Murió en 1853, a los 40 años de edad. 

Beato Adilio Daronch 
Nació en octubre de 1908 en Dona Francisca, en una família de modestas condiciones en un pueblo aislado en el Brasil rural. Desde niño le gustaba mucho orar y ayudar en las misas. A los 16 años de edad murió asesinado, junto con el padre Manuel Gómez González, a manos de unos revolucionarios que les encontraron en la carretera durante un viaje para visitar a las comunidades cristianas más lejanas. 

Beato Juan Pablo II, el Grande
Fue el creador de la JMJ en 1984, y se le llama "el Papa de los jóvenes" por su gran popularidad entre ellos. La JMJ lo invoca como un intercesor amigo de los jóvenes. 

Beato José de Anchieta 
Nació en 1534 en Tenerife, fue enviado como misionero jesuita a Brasil, llegando a ser el superior de los jesuitas en todo el país. Representa el humanismo cristiano de su siglo: se le considera el primer literato de Brasil, autor de la primera gramática de lengua tupí, fundador de Sao Paulo, enfermero y creador de hospitales y evangelizador de indios muy hostiles y violentos. Murió en 1597. 

Beato Isidoro Bakanja 

Es el único africano entre los patronos de la JMJ 2013. Nació hacia 1890 en el Congo belga. Se bautizó en 1906, con devoción a la Virgen del Carmelo. Murió apalizado por el supervisor de su plantación, cuando tenía unos 24 años, porque se negaba a quitarse su pequeño escapulario de la Virgen del Carmen y porque hablaba de Dios a otros compañeros. La JMJ destaca su condición de "mártir del escapulario". 

Beata Hermana Dulce 
Nació en 1914 en Salvador de Bahía, donde sería beatificada en 2011; al contrario que otros patronos, no murió joven, sino con 78 años. Destacó por su perseverancia y esfuerzo en la atención a los enfermos, en las Hermanas Misioneras de la Inmaculada Concepción de la Madre de Dios. Fundó asociaciones y abrió colegios y hospitales. La JMJ la considera una embajadora de la caridad. 

Beata Laura Vicuña 
Nació en Chile, en 1891. A los 10 años de edad hizo su Primera Comunión y, a partir de este momento, hizo el propósito de amar a Dios con todas sus fuerzas. Ofreció su vida a Jesús a cambio de que su madre se convirtiese. Murió por enfermedad cuando tenía 12 años. Para la JMJ es un signo de pureza e inocencia.

Beata Albertina Berkenbrock 
Nació en Santa Catarina, en Brasil, en 1919. A los 12 años de edad fue asesinada por un vecino de 33, que le mató con su navaja porque se resistía a ser violada. La fama de santidad de la niña se propagó rápidamente. La JMJ la invoca como intercesora "virtuosa en los valores evangélicos".

http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=30216